n1Z3IZ1slTU

Chef robot! En Food Ink literalmente trabajan como maquinas. El restaurante ambulante sirve comida gourmet. La comida se prepara por chefs humanos, pero es producida por una serie de impresoras 3D. En lugar de ordenar los clientes descargan los platillos. Y no solo la comida fue impresa, también los utensilios y los muebles. Food Ink abre puertas en Londres y viaja a otras 20 ciudades este año.

“Food Ink es una experiencia gastronómica única en la que toda la comida, todos los utensilios y todos los muebles se producen completamente a través de la impresión 3D en un espacio futurista inmersivo. Somos una serie de cenas pop-up conceptuales donde la cocina refinada se une al arte, la filosofía y las tecnologías del mañana.”, dicen sus creadores.

Comments

comments