El hombre que inventó el planchado extremo- una de las actividades más extrañas del mundo- decidió reaparecer tras 11 años abnegado. El escalador británico Phil Shaw afirma haber inventado el pasatiempo cuando tuvo que planchar bastante y decidió hacerlo en un acantilado.
Otras alternativas surgieron como por ejemplo hacerlo bajo el agua, desnudos en el Monte Kilimanjaro en África, en un Concorde o haciendo parkour. En 2002 Shaw y un grupo de amigos ganaron el primer y único campeonato mundial de planchado extremo en Alemania llevando el “deporte” a EEUU en 2004. Finalmente, compromisos profesionales y familiares coparon el tiempo de Shaw provocando su renuncia al Hobby, pero ahora volvió a los entrenamientos, acompañado por su esposa y corriendo a través de bosques en el sur de Inglaterra y prepa

Comments

comments