La NASA estrelló un avión en nombre de la ciencia y la ingeniería. La agencia espacial lanzó un Cessna 172 desde 30.48 metros de altura en el Centro de Investigación Langley de la NASA en Virginia. Esto no fue sólo por diversión, lo hicieron para probar cinco transmisores de localización de emergencia disponibles comercialmente. Estos transmisores están diseñados para ayudar a los aviones de pista en situaciones de emergencia. El avión quedó totalmente destruído, pero no te preocupes nadie salió lastimado, excepto un par de maniquíes de prueba.

Comments

comments