Los animales están saltando de alegría. La marca de cosmética francesa L’Oréal, descubrió la forma definitiva de acabar con las pruebas de maquillaje en animales. Se unió a un centro de bioimpresión para imprimir, con tecnología 3D, piel humana y allí probar sus productos. Desde el año 1980 que la marca produce piel sintética para testeos, ya que tienen una estricta política de no hacer pruebas en animales bajo ningún punto de vista. Lo cual nos parece excelente. Antes, hacían esos tejidos sintéticos con piel que se donaba de cirugías estéticas. Más de 60 científicos trabajan en eso. Ahora, si bien el proceso también contará con la participación de científicos especializados, será más rápido y económico. Los animales respiran aliviados.

Comments

comments